ARTÍCULOS DE FILATELIA

SELLO | NIÑO JESÚS Y FELIZ AÑO

NIÑO JESÚS Y FELIZ AÑO

DATOS TÉCNICOS DEL SELLO

Número EDIFIL: 5008 y 5009

Fecha de puesta en circulación: 2 de noviembre de 2015

Procedimiento de impresión: Offset + troquel y Offset + cold foil

Papel: Autoadhesivo fosforescente

Formato de los sellos: 24,5 x 35 mm (verticales)

Efectos en pliego: 50

Valor postal: Tarifa A (1sello = carta normalizada hasta 20 gr para España) y Tarifa B (1 sello = carta normalizada hasta 20 gr para Internacional)

Tirada: Ilimitada de cada motivo

Diseño: Juan A. González (Filatelia)

INFORMACIÓN SOBRE EL MOTIVO DEL SELLO

La emisión de Navidad de 2015, clásica o religiosa, está dedicada al Niño Jesús que incluye un troquel interno que siluetea a la figura, dando lugar al sello más pequeño emitido por la filatelia española con una superficie de 229,1837 mm2.

La edición de 2015 es especial ya que este sello como los emitidos en los años 2016 y 2017 se podrán colocar en una tarjeta Coleccionable de Navidad 2015-2017 que tiene el marco del impresionante belén napolitano de incalculable valor artístico y religioso que se encuentra en la Catedral de Santo Domingo de la Calzada (La Rioja), donado por Don Miguel Ángel Llorente. Correos quiere unir la tradición de montar el belén con la filatelia para ello irán apareciendo las figuras, todas con un troquel interno que siluetea a la figura, del Misterio para que cada cual pueda crear su propio Belén:

- Niño Jesús: 2015
- Virgen María: 2016
- San José: 2017

El Belén napolitano al que pertenecen las imágenes que ilustran los sellos se compone de más de 130 piezas elaboradas desde el siglo XVIII hasta finales del siglo XX cuya altura de la mayoría de piezas miden 38 cm de altura. Como todos los belenes napolitanos se componen de dos elementos principales: las figuras o pastori y la escenografía, en este caso obra de Nicola Maciariello.

La decoración navideña es la protagonista del sello de Tarifa B, emisión moderna o laica. La costumbre de adornar las casas en época navideña se remonta a antiguas tradiciones de pueblos celtas, germanos y escandinavos basadas en el respeto y seguimiento de los ciclos naturales que celebraban el solsticio de invierno, el nacimiento del niño-sol. Esta tradición se encuentra presente en otros pueblos de la antigüedad y en los mitos greco-romanos. Será en la Edad Media cuando esta fecha comienza a tener un simbolismo religioso.

Este sello es una ventana a la Navidad, al hogar, a la familia,… a los buenos deseos recogidos un año más en la emisión filatélica dedicada a Navidad que desde 1955 Correos emite para celebrar estas fechas tan emotivas.