ARTÍCULOS DE FILATELIA

viernes, 16 de diciembre de 2016

SELLO | EL CANDIL

EL CANDIL

DATOS TÉCNICOS DEL SELLO

Fecha de puesta en circulación: 14 de septiembre de 2009

Procedimiento de impresión: Huecograbado

Papel: Estucado, engomado, fosforescente

Dentado del sello: 13 ¼

Formato del sello: 33,2 x 49,8 mm (verticales)

Efectos en pliego: 25 sellos + 25 viñetas

Valor postal: 0,43 €

Tirada: 440.000

INFORMACIÓN SOBRE EL MOTIVO DEL SELLO

El baile de El Candil toma el nombre de las fiestas celebradas a la luz de las lámparas de aceite o candiles utilizados cuando la electricidad aún no había hecho su aparición. Es típico de Extremadura, destacando especialmente por su popularidad en la localidad de Olivenza (Badajoz). Se le atribuye origen portugués y se interpreta por un grupo de bailarines que van formando una rueda mientras siguen un ritmo progresivo que finaliza de manera muy viva con alegres taconeos y acompañamiento de palmas de todos los presentes. 


La finalidad de las fiestas y veladas era la de entablar relaciones entre los jóvenes y la forma más usual de solicitar el baile a una mujer era pidiéndole “por favor”. Si un tercero quería entrar a bailar debía dirigirse al bailador del momento, no a la mujer. El baile terminaba con un abrazo ritual, en el que el hombre coloca los brazos sobre los hombros de la bailadora en un gesto moderado; si el abrazo era más efusivo podía ser amonestado. Como es habitual en otros bailes, El Candil se acompaña con coplas cantadas en las que se expresan sentimientos de galantería y de amor entre los jóvenes o bien contenidos picarescos y humorísticos. La mujer puede responder a estos requiebros con otra copla expresando su aceptación o rechazo.