SELLO | PASEO DEL PRADO Y EL BUEN RETIRO, PAISAJE DE LAS ARTES Y LAS CIENCIAS. MADRID

PASEO DEL PRADO Y EL BUEN RETIRO, PAISAJE DE LAS ARTES Y LAS CIENCIAS. MADRID

DATOS TÉCNICOS DEL SELLO

Número EDIFIL:

Temática: Patrimonio Mundial

Fecha de puesta en circulación: 26 de mayo de 2022

Procedimiento de impresión: Calcografía + Offset

Soporte: Estucado, engomado, fosforescente, mate

Formato del sello: 38,4 x 54,9 mm (vertical)

Dentado del sello: 13 (horizontal) y 13 ¼ (vertical

Formato de la hoja bloque: 150 x 104,5 mm (horizontal)

Efectos en pliego: 1 Hoja bloque con un sello

Valor postal: 6,45 €

Tirada: 110.000 hojas bloque

Diseño: Juan A. González (Filatelia)

INFORMACIÓN SOBRE EL MOTIVO DEL SELLO

En julio de 2021, el Paseo del Prado y los Jardines del Buen Retiro, fueron inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial, con el apoyo de los 21 países que forman parte del comité, reunidos en su 44ª sesión en línea desde Fuzhou (China).

Los jardines del Buen Retiro fueron ideados por Felipe IV en el siglo XVII como espacio de recreo para los reyes de la Casa de Austria. Durante la época de los Borbones, crecieron en espacio e instalaciones.

Fernando VII replanteó el entorno, dando lugar a nuevas construcciones y lugares como la Casa de Fieras, el Real Embarcadero y el Jardín de Caprichos o Reservado, del que quedan algunos edificios como la Montaña Artificial y la Casita del Pescador.

En la actualidad constituye uno de los mayores pulmones verdes de la capital siendo el agua uno de los elementos más importantes que tiene su mayor representación en el Estanque Grande, junto con la extensa y diversa vegetación que lo compone.

Carlos III llega a España como rey tras la muerte de su hermano Fernando VI sin descendencia y trae consigo sus ideas ilustradas y racionales adquiridas durante su reinado en Nápoles.

Estas ideas se ven reflejadas cuando proyecta la realización del Paseo del Prado, un espacio amplio que debía abarcar Arte, Ciencia, Educación, Elegancia, Comodidad y Belleza.

La UNESCO destaca en su elección la relevancia de aunar en un entorno urbano naturaleza, cultura y ciencia, algo que convirtió a Madrid ya en el siglo XVI en la primera capital sostenible de Europa.

El sello recoge una bella ilustración del Palacio de Cristal, que fue construido a finales del siglo XIX para albergar una exposición de flora tropical traída desde Filipinas, pero en la actualidad destaca como punto turístico y como centro de exposiciones y diferentes eventos culturales.